splash
Publicado por admin o 7 junio 2011

Presidente: D. Manuel Abelleira Argibay  presidente.pontevedra@colexiodearquitectos.org
Tesorera: Dña. María Pierres López tesorera.pontevedra@colexiodearquitectos.org
Secretario: D. Wenceslao López Velasco secretario.pontevedra@colexiodearquitectos.org
Podeis contactar directamente con la Junta Directiva a través de la siguiente dirección de correo:
xd.pontevedra@colexiodearquitectos.org

 

Esta vendo Irlanda

Vivir camuflado en el paisaje: Mimetic House,Dominic Stevens. Irlanda

Escrito por mpierres o 27 agosto 2009

exterior4El arquitecto irlandés Dominic Stevens no es un arquitecto al uso. Sólo construye uno o dos proyectos al año en su despacho sin colaboradores, ubicado en un antiguo camión refrigerado. Divide su tiempo entre el desarrollo de esos escasos trabajos arquitectónicos y el cuidado de su granja en el pueblo irlandés de Cloone, con 327 habitantes.

La denominada “casa mimética”, Mimetic House, es uno de los trabajos más reconocidos de este arquitecto, hasta el punto de que se ha convertido en poco tiempo en uno de los iconos de la nueva arquitectura europea.

La casa forma parte del entorno, reflejándolo y cambiando con él según las estaciones. La vivienda está ubicada en la localidad de Dromahair, en el condado irlandés de Leitrim. Acaba de ganar el premio de la Architectural Association of Ireland por su exquisita propuesta de vida en el campo, respetuosa con el medio ambiente hasta el punto de confundirse con él. No en vano, domina un pequeño valle, exuberante de vegetación, pero hay que fijarse bastante para dar con ella.

Sin embargo, la construcción no sólo es ejemplar por eso. Dominic Stevens ha buscado una casa de bajo coste que fuese accesible a cualquier fortuna media, a cualquier habitante de esa zona rural de Irlanda. Y así, barata y ecológica, ha creado una joya, prototipo de un nuevo estilo de vida integrado con la naturaleza, sencillo y refinado. Es una vivienda más bien pequeña, sin espacios superfluos bajo techo. Los materiales son todos reciclados: así, por ejemplo, los muros de contención están realizados de neumáticos de coches recuperados.

Sus líneas geométricas y limpias están conformadas por vanos de cristal que se alternan con paneles reflectantes tipo espejo. El tejado es una superficie plana donde crece el césped y plantas de la zona. Con este ligero equipo para hacerse invisible, durante el día apenas es un gran arbusto más. De noche sólo es visible cuando las luces del interior descubren su presencia. La entrada está a un lado, oculta. Las habitaciones y baños están excavadas en la tierra. Así, al traspasar el umbral nos introducimos en un espacio inmaculado, lleno de luz y naturaleza, donde una escalera en espiral nos lleva hasta el salón. El techo está inclinado, al igual que los muros. Junto al espacio geométrico de cristales hay uno de madera, también con impresionantes ventanas introducidas en plena loma.